El cambio climático viene quedando fuera del debate Imprimir E-mail
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
Actualidad
Lunes, 10 de Octubre de 2016 23:04

El presidente Barack Obama anunció el miércoles durante una breve rueda de prensa en el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca que el acuerdo mundial para enfrentar el cambio climático, el Acuerdo de París, había obtenido suficientes firmas para entrar en vigor. “Esto nos da la mejor oportunidad posible para salvar el único planeta que tenemos”, dijo Obama. En ese mismo momento, a unos 2.000 kilómetros al sur, según informaba el sitio de meteorología Weather Underground, el Huracán Matthew se “reorganizaba” y “fortalecía” mientras surcaba las costas de las Bahamas, tras haber azotado Haití y Cuba. Millones de personas a lo largo de la costa este de Florida y muchas más en Carolina del Sur aseguraban las puertas de sus hogares y comenzaban la evacuación. La furia de la naturaleza seguía su curso, indiferente a las iniciativas diplomáticas tendientes a apaciguarla.
 
El Acuerdo de París es una clara muestra de los límites de la diplomacia. Frente a una amenaza mundial de proporciones prácticamente inimaginables, lo mejor que los países del mundo pudieron lograr fue un acuerdo voluntario. En un intento por limitar el aumento de la temperatura promedio del planeta en 1,5º Celsius sobre los niveles anteriores a la era industrial, o en su defecto, limitar ese aumento a 2º Celsius, el acuerdo contempla un sistema de seguimiento y evaluación por parte de todos los países. Según dijo Obama: “[Esto] ayudará a otros países a reducir sus peligrosas emisiones de carbono progresivamente y establecerá límites más ambiciosos a medida que se vayan produciendo avances tecnológicos, todo en el marco de un fuerte sistema de transparencia que permite a cada país evaluar el progreso de todos los demás países”.
 
La semana pasada, Robert Watson, expresidente del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático galardonado con el Premio Nobel, y un grupo de científicos especialistas en cambio climático, dieron a conocer un trabajo titulado “La Verdad sobre el Cambio Climático”. Los científicos sostienen que las “actuales promesas… están lejos de ser suficientes para colocar al mundo camino a alcanzar el objetivo de 2º Celsius” y agregan que “es casi un hecho que ya se ha fracasado respecto al objetivo de un aumento acotado a 1,5º Celsius por la falta de acción para detener el incremento de las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel mundial en los últimos veinte años”.
 
¿Cuáles son las consecuencias de este rápido calentamiento del planeta? Sus graves efectos se pueden observar en todas partes. Watson y sus colegas escriben: “El cambio climático está ocurriendo ahora y mucho más rápido de lo que se preveía. La prueba es el aumento de lo que la mayor parte del mundo experimenta como eventos climáticos inusuales, tales como cambios en los patrones de lluvias que llevan a inundaciones o sequías, tormentas más intensas, olas de calor e incendios forestales, entre otros ejemplos cotidianos”. Sin embargo, no es solo de los desastres naturales de lo que debemos preocuparnos. Son muchos los que vinculan las raíces de la guerra civil en Siria, en parte, a una persistente sequía registrada en ese país. Científicos de la Universidad de California en Berkeley, por otra parte, concluyeron que “las tendencias al calentamiento registradas desde 1980 elevaron el riesgo de conflicto en África en un 11%”.
 
El activista contra el cambio climático Bill McKibben escribió para la revista The New Republic un artículo titulado: “Un mundo en guerra: Estamos siendo atacados por el cambio climático y nuestra única esperanza es movilizarnos como lo hicimos en la Segunda Guerra Mundial”. McKibben es cofundador de la organización 350.org, que lleva ese nombre por la concentración de dióxido de carbono, en partes por millón, que muchos consideran como el máximo nivel seguro. El año pasado, según informó el Observatorio de Mauna Loa, “el promedio anual de concentración de dióxido de carbono fue de 400,8 [ppm], un nuevo récord y un nuevo hito”.
 
McKibben sostuvo en el noticiero de “Democracy Now!”: “Si uno considera la forma en que Estados Unidos se movilizó durante la Segunda Guerra Mundial, el poder industrial que desarrollamos, y luego hacemos los cálculos, está lejos de nuestras posibilidades que en el breve tiempo del que disponemos podamos construir suficientes paneles solares y turbinas de viento. Pero se va a necesitar el mismo tipo de concentración de esfuerzos”.
 
Tras el debate vicepresidencial del martes, May Boeve, directora ejecutiva de 350.org, expresó: “Una vez más, el moderador del debate de esta noche falló en lo que respecta al cambio climático. El silencio es otra forma de negación y las cadenas de televisión están perjudicando a la población al ignorar el problema, en especial cuando existen diferencias tan claras entre los candidatos”.
 
Su planteo no podía ser más oportuno. El debate vicepresidencial tuvo lugar en Virginia, vecino de los estados del sureste estadounidense cuyos gobernadores estaban declarando el estado de emergencia con motivo del pasaje del Huracán Matthew por la región. Annie Leonard, directora ejecutiva de Greenpeace Estados Unidos, sostuvo: “Si bien Donald Trump ha captado toda la atención respecto a la negación del cambio climático, el gobernador Mike Pence también es culpable de intentar refutar los hallazgos de la ciencia respecto al cambio climático”. Leonard continuó diciendo: “Desde negarse a implementar el Plan de Energía No Contaminante como gobernador de Indiana hasta afirmar que el calentamiento global es un mito, los agresivos ataques contra la ciencia del gobernador Pence deberían permanecer muy lejos de la Casa Blanca. Una combinación de Trump y Pence resultaría catastrófica para este país y para el papel fundamental que tiene a la hora de generar avances sobre el cambio climático a nivel mundial".
 
El artículo de Robert Watson empieza con una cita de Albert Einstein: “No podemos resolver nuestros problemas usando el mismo tipo de pensamiento con el que se crearon”. El cambio climático es real y está empeorando. Lo que hay que dejar fuera de debate es que debería ser un tema central de la campaña de cara a las próximas elecciones presidenciales en Estados Unidos.
 
 
(Traducción al español del texto en inglés: Fernanda Gerpe. Edición: María Eva Blotta y Democracy Now! en español, Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla )
 
- Amy Goodman es la conductora de Democracy Now!, un noticiero internacional que se emite diariamente en más de 800 emisoras de radio y televisión en inglés y en más de 450 en español. Es co-autora del libro "Los que luchan contra el sistema: Héroes ordinarios en tiempos extraordinarios en Estados Unidos", editado por Le Monde Diplomatique Cono Sur.
 
© 2016 Amy Goodman
 
 
Amy Goodman, Denis Moynihan           
09/10/2016
Opinión
 
http://www.alainet.org/es/articulo/180814
Comentarios
Añadir nuevo Buscar
Escribir comentario
Nombre:
Email:
 
Título:
 
Por favor introduce el código anti-spam que puedes leer en la imagen.

3.25 Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

Seguinos por

 

Buscador


Columnistas

Últimos 5 artículos

A 35 AÑOS DE LA GUERRA DE MALVINAS
 

En su visita a las Islas Malvinas, la Comisión por la Memoria (CPM) rindió homenaje a los caídos durante la guerra, y marcó los lugares donde los soldados argentinos fueron sometidos a torturas y malos tratos por parte de sus superiores. En Monte Longdon, lugar donde tuvo lugar una de las batallas más duras del conflicto, Adolfo Pérez Esquivel dijo “las Fuerzas Armadas no estaban preparadas para la guerra: estaban preparadas para torturar y matar”.

Una de las acciones de la CPM durante su visita a las Islas Malvinas fue apoyar el reclamo de justicia por los crímenes de lesa humanidad ocurridos durante la guerra, en los que los soldados argentinos fueron víctimas de torturas y/o malos tratos por parte de sus superiores. En este sentido, la delegación de la CPM visitó diferentes lugares en las islas donde estuvieron apostadas tropas argentinas: el faro cabo San Felipe, el Monte Wirless Rige y Monte Longdon.


 

 

Lo primero que debe reconocerse es la fuerte vinculación del gobierno (y detrás de él los sectores que lo sostienen) con el capital financiero internacional. La asociación con los bancos extranjeros que operan en el país (que son los que designaron a los ministros del área (Prat Gay y Luis Caputo son ex JP Morgan) y a los principales funcionarios de las finanzas, hace posible que, ante el temor de la suba generalizada de la tasa de interés de los EEUU (que puede suceder o no), el gobierno ha conseguido compromisos para refinanciar gran parte de los vencimientos de deuda de este año y ha tomado nuevos créditos.

Recordemos que tras el anuncio de levantar lo que denominaban el “cepo cambiario”, el 16 de diciembre de 2015, el dólar oficial que al 9 de ese mes tenía un precio de $ 9,70, pasó a valer $ 13,50.  Que en febrero 2016 el valor de la unidad de la divisa estadounidense paso la barrera de los $ 15.- y en marzo 2016 alcanzó la suma de $ 16.-, con una corrida cambiaria que hubiera sido letal para cualquier otra administración, sin embargo en diciembre de 2016 el dólar rondaba los $ 16.-.


Las actuales y futuras luchas sociales y políticas, necesitan del movimiento obrero para cobrar fuerzas ante el avance neoliberal

Por Mariano Osuna

Las luchas encadenadas en el tiempo, demuestran una actitud propia de los trabajadores organizados en el mayor movimiento sindical del mundo actual, ya que el modelo sindical argentino no tiene parangón, tanto en sus afiliaciones, como en su protagonismo político, que desde el peronismo ha sido permanente, al incorporar a la clase trabajadora como actores del poder político.

Médico, educador, trabajador, militante político, escritor, todas características de una misma construcción, de un mismo proyecto de vida.

La historia de Jorge Rachid es el recorrido de nuestro país y de la región.

Esos acontecimientos, que marcaron para siempre su vida cotidiana, transformaron generaciones de nuestra comunidad, sembraron una cosmovisión estructural y foránea sobre la conformación de identidad colectiva, y se ha mantenido con continuidades y rupturas, atraviesa la entrevista concedida a Agenda Abierta.


 

 

7 de agosto 2016.- Si el 22 de agosto, cuando se reunifique la CGT, el congreso sindical elige un triunvirato, su nombre podría ser uno de los tres. Secretario de la poderosa confederación que agrupa a los gremios de transporte, Schmid se define sobre economía, tarifas, pymes, programa y autonomía gremial.
En su oficina de Barracas, un despacho sencillo donde por supuesto están Juan Perón y Evita, Juan Carlos Schmid tiene una escultura. Es pequeña, se llama “Estallido” y la placa del pedestal muestra una fecha: 19 y 20 de diciembre de 2001. Sobre la base hay una granada de gas lacrimógeno abollada. “La recogí yo mismo en la calle”, dice el secretario general del gremio de Dragado y Balizamiento. Fue durante la agonía letal, por los 36 muertos en todo el país, de Fernando de la Rúa.


Las relaciones entre el poder económico y la última dictadura

Bohoslavsky es el coautor de “Cuentas pendientes. Los cómplices económicos de la dictadura”, que escribió junto a Horacio Verbitsky. En esta entrevista sostiene que los bancos concedieron créditos a la dictadura "sin hacerse demasiadas preguntas acerca de si esos fondos contribuían a la consolidación política de un gobierno autoritario".

 


 

¿Quién está on-line?

Tenemos 27 invitados conectados